Posts etiquetados ‘Elisabeth Noelle-Neumann’


El titulo del blog está basado en Bertrand Russell y sus cuestionamientos acerca de la realidad y apariencia de los objetos, ya que no existe aquel ojo visor poseedor de todo lo cognoscible que nos indique que si lo que percibimos es la realidad o sólo la apariencia.

Rousseau lo planteaba con el ejemplo de una mesa de madera, que dependiendo el angulo desde que la observáramos sería nuestra apreciación, puesto que la luz influiría para que percibiéramos partes de ella de un color más oscuro que otro, también influiría sí estamos cerca o no para ver con detalle su acabado, incluso el planteaba que no era posible tener la certeza de que cuando volteáramos a otro punto está no desparecería y reaparecería cuando volteáramos a mirarla de nuevo.

Es así que comienzo este blog por el motivo de intentar no dejarme engañar por los sentidos y buscar el camino de la razón, bien podrá sonar utópico, porque como seres humanos y no maquinas, estamos sujetos a los caprichos de la naturaleza con la subjetividad y el sentimentalismo.

Por otra parte “Escribir hasta que los dedos se rompan, leer hasta que los ojos se pudran y mientras que las ideas sigan brotando” es la frase que hace referencia que para poder alcanzar aquel conocimiento que tanto nos inquieta es necesario esforzarse, aunque nuestro cuerpo nos exija descanso, aunque nuestros amigos nos pidan salir, es sacrificarse en pro de la auto satisfacción mental.

Esto puede  sonar algo exagerado o incluso creer que me refiero a que se debe uno enclaustra en las bibliotecas, cumplir con todas sus tareas, ser el mejor de la clase, tener bonita letra y demás cosas vánales, pero  esa no es  la intención, ya que las mejores ideas surgen de  la vida misma,  lo que busco es el razocinio de todas las acciones, la reflexión de todos los sucesos, apropiarse del mundo todos los días como sí no hubiera mañana, escribirlo, leerlo, como sí se tratase de un libro.

Tal vez eso es lo que a mí como persona me ha hecho olvidarme de lo que la sociedad me exige debo cumplir, y me  he orillado al auto aislamiento  para ahogarme en mis pensamientos que nunca revelo a temor de no lograr hacerlos comprender, pero es hoy cuando doy pie a este inicio para tratar de romper aquella espiral del silencio de la cual tanto hablaba Elisabeth Noelle-Neumann.

Sin más por el momento me retiro, pero no sin antes agradecer a aquel que lea esto, así que hasta la otra emisión ¡Gracias!

Att: Kerorina Person

Anuncios